,

Deadpool: El Mercenario Bocazas

Wade Wilson

¿Quién es Deadpool?

Wade Wilson, más conocido como Deadpool, es uno de los personajes más rocambolescos y originales de todo el Universo Marvel. Aunque es canadiense, se alista bien joven en el ejército estadounidense, pero lo acaban echando por no querer comprometer sus valores con misiones, cuanto menos, grises. Sin embargo, es reclutado por la CIA con tan solo 19 años para formar parte de un escuadrón de la muerte que, en principio, sólo mata a aquellos que lo merecen.

Con este equipo viaja por el mundo en distintas misiones, y acaba sentando cabeza –a su manera– con la prostituta Vanessa Carlysle. Vanessa, que más tarde se convertirá en la mutante Copycat, comparte con Wade la aspiración de mejorar la vida que llevan. Pero claro, Marvel es Marvel, y hace que a Wade le diagnostiquen 27 tumores y un cáncer terminal, lo que le lleva a dejar su relación con Vanessa para que no sufra.

Es en ese momento cuando el Programa Arma X aparece en su vida como la única oportunidad de sobrevivir. A Wade le inyectan, por decirlo de algún modo, el factor de regeneración de Lobezno –que también había pasado por el programa para recibir su esqueleto de Adamantium– lo que le permite controlar el cáncer que le corroe.

A pesar de ello, el experimento no llega a cuajar del todo y Wade es descartado y llevado al Hospicio, un lugar terrorífico donde los rechazados por el Arma X son torturados por el Dr. Killebrew y su esbirro Ajax. En ese estado moribundo, Wade entabla una extraña relación con la Muerte y cuando Ajax le saca el corazón –a las bravas– es esta relación la que arranca su factor de regeneración y le permite acabar con Ajax –en apariencia– y liberar a sus compañeros del Hospicio.

Deadpool queda entonces armado con un factor de regeneración que le hace casi inmortal, una cara llena de cicatrices y unos tumores cerebrales que afectan su personalidad más de lo que se atreve a reconocer. Se convierte así en un soldado de fortuna que, desafortunadamente, tiene que salvar al mundo en más de una ocasión y que es omnipresente en muchas de las historias del Universo Marvel.

Personalidad de Deadpool

Más allá de su entalladísimo traje rojo y sus Katanas gemelas, el rasgo más característico de Deadpool es su personalidad. Inmaduro, malhablado, estridente y con problemas para controlar sus impulsos, habla sin pensar tratando constantemente de ser el más divertido, cínico y chisposo de todos los personajes del Universo Marvel. Quiere evitar a toda costa aburrirse, por lo que se apunta a un bombardeo y suele ser fácil de convencer. No se toma a sí  mismo demasiado en serio, y siempre preferirá entrar a tiros que sigilosamente.

Lo que más destaca, sin embargo, son sus comentarios que rompen la cuarta pared, es decir, que están dirigidos a los lectores o a los espectadores y que deja a sus compañeros de cómics patidifusos.

Valga decir que en una ocasión Deadpool se dio cuenta de que era un personaje de cómic y decidió matar a los grandes escritores de la historia –Cervantes, Shakespeare, etc…– para que nunca escribieran sus obras y así no existiría la literatura y, por lo tanto, los cómics. Una auténtica locura sí, pero a esto es a lo que acostumbra Deadpool.

Amigos y enemigos de Deadpool

Como rara vez permanece quieto demasiado tiempo y está absolutamente grillado, Deadpool conoce a mucha gente (pero, realmente, le importa poca). Sus amigos más cercanos suelen ser extraños y grotescos como él. Son Weasel, su proveedor de armas, y la ciega Al, un septuagenaria que en su momento tuvo que matar, pero con la que ahora comparte piso.

Evidentemente, y a pesar de sus muchos escarceos, tienen un hueco en su corazón para sus dos relaciones más estables: Copycat y Syrin. Y su relación con Cable… bueno, es complicada casi como la de un padre serio y chapado a la antigua y su hijo adolescente y rebelde.

En cuanto a enemigos… En una dimensión paralela, no en Tierra 616, Deadpool mató a todo el Universo Marvel. A todos los héroes. Uno por uno –o ensartándolos de dos en dos–. También es muy conocido su enfrentamiento con Thanos por competir por el amor y la atención de la mismísima Muerte. Todo muy mórbido, sí.

Deadpool en el Universo Cinemático de Marvel

La historia de las peores adaptaciones de cómics al cine tiene un hueco reservado para el pobre Ryan Reynolds. La primera aparición del actor canadiense como Deadpool fue en la película Lobezno: Orígenes como compañero primero y enemigo después. Lo cierto es que muchos fans hubieran preferido que Wade Wilson no hubiera aparecido en la película porque hicieron un verdadero destrozo con el personaje. Lo hicieron un villano, lanzar rayos por los ojos –¡¿rayos láser?!– pero, lo peor de todo, ¡le sellaron la boca! Al Mercenario Bocazas, como es conocido en medio mundo, famoso por sus comentarios chistosos le hicieron mudo. En qué demonios estarían pensando.

Lejos de acabar ahí la historia, Ryan Reynolds protagonizó poco después Linterna Verde, uno de los personajes más emblemáticos de DC… que acabó siendo una de las películas peor valoradas por público y críticos.

Afortunadamente el destino y su propia perseverancia tenían reservado para Ryan y Deadpool una segunda oportunidad. Hicieron como si Lobezno: Orígenes jamás hubiera ocurrido –ojalá…– yf filtraron un vídeo de prueba de la peli que incendió las redes de emoción hype. Así, Deadpool estrenó en febrero de 2016 su propio film. Para mayores de 18, fiel a la personalidad del personaje y a la ultraviolencia y contenido meta que traspasa la pantalla y se dirige al propio espectador.

Fue una apuesta personal y arriesgada y hay que respetar a una productora como Fox por atreverse a lanzarla. Afortunadamente para todos los amantes de Deadpool, la película fue un completo éxito, que ha abierto la puerta a que otras películas como Logan apuesten por esta vía más madura y fiel a los cómics.

En marzo de 2018 se estrenará Deadpool 2, con Ryan de nuevo como Wade Wilson, el retorno de Morena Baccarin como Vanessa y la esperadísima inclusión de Josh Brolin –sí, el mismo que hará de Thanos– como Cable (el hijo de Cíclope con y un clon de Jean Grey, que resulta ser también un viajero del tiempo). También está planeado una película de X–Force, el equipo reclutado por Cable y Deadpool, así que parece que Deadpool ha llegado para quedarse.

¿Qué poderes tiene Deadpool?

Los poderes de Deadpool son resultado de la experimentación genética del Programa X. Su factor de curación, extraído directamente de los genes de Lobezno, es capaz de detener los tumores que constantemente se forman en su cuerpo, pero también cualquier tipo de herida. De hecho, es capaz de regenerar órganos o extremidades -o directamente todo si misma desde apenas ningún material genético. No solo eso, sino que su entrenamiento militar y su completo desprecio hacia su vida y la de sus enemigos hacen que sus katanas dobles sean una de las armas más peligrosas del Universo Marvel. Su sentido del humor puede ser doloroso sí, pero no se sabe que nadie haya muerto por él… por ahora.

#EnPocasPalabras: Una conclusión de Deadpool

Deadpool es único –aunque no esté claro si Deathstroke, de DC, lo copia a él o al revés– y a lo largo de los años los distintos dibujantes y guionistas que se han hecho cargo del personaje lo han hecho aún más grande y han aprovechado su locura para hablar de formas y contar historias poco habituales en el Universo Marvel.

Da gusto ver como Deadpool está de moda y no sólo las apuestas seguras –Capitán América, Spider–Man…– pueden triunfar en una cartelera algo saturada ya de oferta. Seguiremos oyéndole hablar de sus chimichangas y haciendo kebabs con sus katanas durante mucho tiempo… ¿Afortunadamente?

Written by Oscar

Seriéfilo, melómano, cinéfilo y bibliófilo. "Friki" de la vida en general y de muchas cosas en particular (Marvel, ESDLA, Zelda...) Me gustaría pensar que mi pasión y entrega hacen la vida de los demás un poquito más fácil.